Cómo utilizar las redes sociales en la atención médica: una guía para profesionales de la salud

Cómo utilizar las redes sociales en la atención médica: una guía para profesionales de la salud

Las redes sociales y la atención médica son una combinación poderosa. Las redes sociales se han convertido en un importante recurso de información y salud. Sin embargo, también pueden convertirse en una fuente de desinformación.

Por ejemplo, el 76% de los encuestados dijeron que usaron las redes sociales "al menos un poco" para aprender sobre COVID-19. Sin embargo, el 63,6% dijo que era poco probable que verificaran la información que encontraron en las redes sociales con un profesional de la salud.

Los profesionales de la salud en las redes sociales pueden informar al público y ayudar a detener la difusión de información falsa.

Puede ser difícil saber cómo navegar los desafíos de las redes sociales en la atención médica. Los proveedores, agencias y marcas deben crear contenido social atractivo. Ese contenido debe ser informativo, oportuno y preciso. Al mismo tiempo, debe seguir todas las reglas y regulaciones pertinentes.

En esta publicación, analizamos los muchos beneficios de usar las redes sociales en la atención médica. También proporcionamos algunos consejos sobre cómo mantener sus canales sociales en conformidad y seguros.

Índice

    Beneficios de las redes sociales en el cuidado de la salud

    Sensibilizar

    Las redes sociales son una forma clave de concienciar al público sobre problemas de salud nuevos, emergentes y anuales.

    "Los sistemas de atención médica deben proporcionar información confiable sobre inmunización, virus de la gripe, terapia, ébola, lo que sea". Ese sólido consejo proviene de Michael Yoder. Es el consultor de redes sociales de Spectrum Health.

    >

    Crear conciencia puede ser tan simple como recordar a los seguidores sobre las prácticas de salud de sentido común. O abordar preocupaciones comunes sobre una vida saludable.

    También puede ser una buena herramienta para campañas de divulgación pública, ya que puede dirigirse específicamente a grupos de población relevantes:

    Fuente: Gobierno de New Brunswick

    Pero cuando las cosas cambian rápidamente, las redes sociales son una forma clave de garantizar que el público esté al tanto de los últimos problemas, pautas y advertencias. Una forma de difundir la información es compartir información directamente en sus publicaciones sociales.

    Otra buena opción es utilizar las redes sociales para dirigir a los seguidores a fuentes creíbles de información actual. Esto podría significar dirigirlos a su sitio web o cuentas sociales de salud pública.

    Concienciar sobre fuentes creíbles facilita que sus seguidores contrarresten las afirmaciones inapropiadas de las redes sociales de atención médica que ven en las publicaciones de sus propias conexiones sociales.

    En esa nota, hablemos del elefante en la habitación en lo que respecta a las redes sociales y la comunicación sanitaria: desinformación.

    Combatir la desinformación

    Las redes sociales, por su propia naturaleza, ayudan a difundir información rápidamente a diversos grupos de personas. Eso es genial cuando la información está basada en hechos, es útil y clara.

    Desafortunadamente, también hay mucha desinformación sobre salud en las redes sociales.

    A veces, la información errónea se presenta en forma de declaraciones falsas. Estos se desacreditan con relativa facilidad. Simplemente puede citar investigaciones publicadas o la información más reciente de una fuente de salud confiable como los CDC o la OMS.

    Pero a veces, los creadores y divulgadores de información errónea utilizan el nombre de una institución de renombre para dar credibilidad a sus declaraciones. En este caso, es importante que la institución nombrada como referencia aclare que no es la fuente.

    ⚠️ Información errónea sobre COVID-19 ⚠️Estas infografías que circulan no son de UNICEF. Para actualizaciones y consejos de seguridad sobre…

    Publicado por UNICEF Kenia el miércoles 11 de marzo de 2020

    Pero también hay información errónea en forma de "hechos" presentados sin contexto o en el contexto incorrecto. Nuevamente, el mejor enfoque es citar investigaciones e información de fuentes confiables. Pero, esto puede requerir un toque más suave. Las personas están fuertemente inclinadas a creer en la información que respalda su visión del mundo existente.

    "A veces uso [Twitter] para señalar información errónea obvia ”, dijo el Dr. Peter Hotez a la Asociación Médica Estadounidense. "Pero generalmente lo usaré para explicar mi pensamiento sobre una infección importante o emergente".

    Aquí está Dr. Hotez proporcionando un contexto importante sobre la inmunidad colectiva al COVID-19:

    Comunicacion de Crisis

    Actualmente, más personas obtienen sus noticias de las redes sociales que de los periódicos. Para los menores de 29 años, las redes sociales son la fuente de noticias más común, superando todas las demás fuentes de información. Eso hace que las redes sociales sean un lugar clave para compartir información de última hora.

    Durante la pandemia de COVID-19, la gente acudió a los funcionarios de salud del gobierno en busca de información. Los funcionarios de salud médicos provinciales canadienses han utilizado las redes sociales y la comunicación de atención médica de manera efectiva durante este tiempo de crisis.

    Por ejemplo, el Gobierno de la Columbia Británica sigue organizando conferencias de prensa para actualizar al público sobre las últimas noticias y políticas relacionadas con la pandemia. Las conferencias de prensa se transmiten en su totalidad como videos de Facebook Live, así como en medios de noticias más tradicionales.

    El video en vivo en las plataformas sociales proporciona una forma para que aquellos que no tienen acceso a la programación de televisión local accedan a los anuncios en tiempo real.

    Y las publicaciones fijadas y las imágenes de portada pueden dirigir a las personas a recursos clave de un vistazo.

    Información de vacunación del gobierno de Alberta

    Fuente: Gobierno de Alberta

    Administrar y compartir información sobre salud es particularmente desafiante en tiempos de crisis. La Asociación Estadounidense de Abogados de la Salud, la Sociedad Estadounidense para la Gestión de Riesgos en el Cuidado de la Salud y la Sociedad para la Estrategia y el Desarrollo del Mercado del Cuidado de la Salud sugieren que la preparación anticipada es clave para una respuesta eficaz a la crisis.

    Estos son algunos de sus puntos clave para ayudarlo a prepararse:

    • Identificar a las partes interesadas clave, un contacto principal y un portavoz.
    • Sepa qué hacer en los primeros cinco minutos de una crisis
    • Genere confianza con su audiencia, incluida su audiencia interna

    Amplíe el alcance de los recursos existentes

    Los profesionales médicos a menudo aprenden sobre nueva información y mejores prácticas a través de revistas y conferencias médicas. Las redes sociales pueden ayudar a ampliar el alcance de estas plataformas de intercambio de información existentes.

    Con los eventos presenciales cancelados para 2020, la Sociedad Europea de Medicina Intensiva (ESICM) creó una serie de seminarios web. Además de un sitio web dedicado, compartieron los seminarios web a través de videos en vivo en YouTube y Facebook. También tuitearon en vivo los eventos.

    A ESICM le sorprendió que algunos de sus espectadores más altos procedieran de fuera de Europa. Esta fue una audiencia a la que no habrían llegado a través de eventos en persona.

    Responde preguntas comunes

    Las autoridades sanitarias y las organizaciones sanitarias son importantes fuentes de información sobre diversos problemas de salud.

    Las herramientas sociales ofrecen formas creativas para que los profesionales de la salud aborden preguntas comunes. Por ejemplo, la Organización Mundial de la Salud desarrolló un chatbot de Facebook Messenger. Puede responder preguntas, orientar a los ciudadanos hacia los recursos adecuados y contrarrestar la desinformación.

    Mensajero de Facebook de la Organización Mundial de la Salud chatbot

    Fuente: Organización Mundial de la Salud.

    Monitoreo de salud pública

    Las personas publican sobre todo en línea, incluida su salud. Hashtags como #flu pueden revelar cuándo están apareciendo enfermedades en nuevas ubicaciones. Con las herramientas adecuadas de monitoreo de redes sociales, las organizaciones de salud pública pueden incluso tener una idea de la gravedad de los síntomas.

    Por ejemplo, un estudio de la primavera de 2020 encontró una asociación entre la cantidad de Tweets que mencionan la telesalud y la cantidad de casos confirmados de COVID-19 en un estado en particular.

    gráfico de asociación entre tweets que mencionan telesalud y casos de COVID-19

    Fuente: Massaad, E. y Cherfan, P. (2020). Análisis de datos de redes sociales sobre telesalud durante la pandemia de COVID-19. Cureus, 12 (4), e7838.

    Los profesores Michael Paul y Mark Dredze explican cómo funciona esto en su libro, Monitoreo social para la salud pública:

    “Las redes sociales ofrecen ventajas sobre las fuentes de datos tradicionales, incluida la disponibilidad de datos en tiempo real, la facilidad de acceso y la reducción de costos. Las redes sociales nos permiten hacer y responder preguntas que nunca creímos posibles ".

    Un estudio de revisión reciente encontró que los datos de salud de fuentes sociales han mejorado la predicción de enfermedades. Eso es especialmente cierto para la gripe y las enfermedades similares a la gripe.

    Y un estudio en la Revisión anual de salud pública informó lo siguiente:

    “Si bien Twitter es, con mucho, la plataforma más utilizada en la vigilancia digital, también se han utilizado muchas otras. Por ejemplo, los patrones de 'me gusta' de Facebook se correlacionan fuertemente con una amplia gama de condiciones y comportamientos de salud, y las líneas de tiempo de Instagram se han utilizado para identificar reacciones adversas a los medicamentos ".

    Las redes sociales también pueden llamar la atención sobre iniciativas de crowdsourcing de datos de salud como Brotes cerca de mí.

    Compromiso ciudadano

    Puede ser complicado hablar de los problemas de salud, incluso con los médicos. Eso es especialmente cierto para temas como la salud mental, donde el estigma social puede impedir que las personas busquen el apoyo profesional que necesitan.

    Durante la pandemia, JanSport creó una serie de recursos usando el hashtag #LightenTheLoad. El objetivo de la empresa de mochilas era apoyar a sus clientes jóvenes, comenzando en la temporada de regreso a clases de 2020 que no lo fue.

    A través de la campaña, brindaron acceso a recursos de salud mental para jóvenes, incluida una serie de chats en vivo de Instagram con terapeutas profesionales.

    Este es un buen ejemplo de cómo los profesionales de la salud pueden asociarse con marcas fuera del ámbito de la salud en las redes sociales.

    También proporcionaron información sobre cómo las personas podrían obtener apoyo en caso de crisis si fuera necesario.

    Número de teléfono de asistencia en caso de crisis de JanSport

    Fuente: JanSport

    He aquí otro ejemplo. Una coalición de más de 1,000 organizaciones e instituciones de salud lanzó una campaña bajo el lema The Fight Is In Us. El objetivo era alentar a las personas que se habían recuperado del COVID-19 a donar su plasma por sus valiosos anticuerpos.

    Con una serie de anuncios basados ​​en celebridades en Facebook e Instagram, la campaña llegó a 3,95 millones de personas.

    La lucha está en nosotros campaña de donación de plasma COVID-19

    Fuente: Instagram

    Apoyo al paciente

    Casi el 40% de los jóvenes (de 14 a 22 años) ha utilizado herramientas en línea para conectarse con otras personas con problemas de salud similares. Eso incluye grupos de redes sociales.

    Esa conexión puede tener beneficios reales para los pacientes. Un estudio reciente en la Revista Internacional de Investigación Ambiental y Salud Pública examinó los efectos de los grupos de Facebook y WhatsApp en el apoyo al TEPT de los veteranos. Muchos de los participantes del estudio expresaron las formas en que recibieron el apoyo de estos grupos:

    “A las 10 de la noche, envié un mensaje al grupo y obtuve respuestas instantáneas. El grupo sabe lo que está pasando. Sí, nos conocemos muy bien ".

    “Si dejo el grupo de WhatsApp, recibiré inmediatamente un mensaje del administrador, '¿Qué pasó, todo bien?' Si te vas, tienes que pasar por una persona. Incluso si no te apetece, tienes que decir lo que está pasando ".

    Por supuesto, existen preocupaciones de privacidad cuando se habla de salud en línea. Este podría ser un buen uso de los grupos secretos de Facebook, que no aparecen en los resultados de búsqueda. Los usuarios deben ser invitados a unirse.

    Contratación de investigación

    Las redes sociales ofrecen la oportunidad de conectarse con posibles participantes de estudios y encuestas.

    Al igual que las marcas, los investigadores y las organizaciones sanitarias deben comprender la demografía de las redes sociales. Combinado con las opciones de orientación de anuncios sociales, esto le permite conectarse con la audiencia adecuada para estudios y encuestas.

    La ética de la investigación conectada y abierta es un proyecto de la Universidad de California en San Diego. El grupo ayuda a los investigadores a establecer pautas para la investigación ética utilizando nuevas herramientas digitales. Las redes sociales se encuentran entre esas herramientas.

    Márketing

    El 62% de los especialistas en marketing de atención médica de EE. UU. Identificaron las redes sociales como el canal de marketing con mayor oportunidad potencial en 2020.

    gráfico de barras que muestra las redes sociales como canal de marketing con mayor oportunidad

    Fuente: 2021 MM + M / HealthLink Dimensions Healthcare Marketers Survey

    CVS se asoció con WebMD en una campaña de Twitter que benefició a ambas marcas. CVS patrocinó contenido WebMD, incluso a través de una asociación personalizada de Twitter Amplify que generó 30 millones de vistas de anuncios de video pre-roll para CVS.

    Consejos de redes sociales para organizaciones sanitarias

    Educar y compartir contenido valioso

    Como dijimos anteriormente, muchas personas recurren a las redes sociales para obtener información en tiempos de crisis. A principios de 2020, aumentaron las conversaciones en Twitter sobre salud y bienestar 54%.

    Pero para interactuar con el público a largo plazo, debe proporcionar regularmente contenido valioso que eduque e informe.

    Por ejemplo, la Clínica Mayo crea una serie de videos sociales para cubrir temas populares de salud y bienestar. Las "Minutas de Mayo Clinic" son breves, informativas y atractivas. Los videos acumulan regularmente más de 10,000 visitas.

    La información debe ser creíble, por supuesto. Y verdadero. Pero puede ser creativo y entretenido si eso tiene sentido para su marca.

    Por ejemplo, el Dr. Zubin Damania es más conocido en las redes sociales como ZDoggMD. Sus videos sociales bien producidos brindan información de salud valiosa al tiempo que contrarrestan afirmaciones cuestionables y falsas. Ha construido una comunidad de más de 2,3 millones de seguidores en su página de Facebook.

    Para aligerar lo que de otro modo podría convertirse en una página bastante pesada, también publica videos cómicos de su alter ego Doc Vader:

    Asegúrate de que el tono que uses sea apropiado para la personalidad de tu marca. Los videos de Mayo Clinic y los videos de Doc Vader son atractivos a su manera. Pero sería muy discordante si intercambiaran estilos.

    También asegúrese de elegir el canal adecuado para su mensaje y su público objetivo. Por ejemplo, un estudio reciente de Arabia Saudita encontró que las redes sociales más populares para compartir información sobre una dieta saludable son:

    1. Instagram
    2. YouTube
    3. Snapchat
    4. Whatsapp
    5. Gorjeo
    6. Facebook

    Escuche las conversaciones relevantes

    La escucha social le permite realizar un seguimiento de las conversaciones en las redes sociales relevantes para su campo.

    Esas conversaciones pueden ayudarlo a comprender cómo se sienten las personas sobre usted, su organización y sus productos y servicios. También puede aprender cómo se sienten con respecto a la competencia. Incluso puede identificar nuevas ideas que ayuden a guiar su estrategia de comunicación social.

    La escucha social también es un buen uso de las redes sociales en la atención médica para tener una idea de cómo está respondiendo el público a los problemas de salud emergentes.

    Por ejemplo, el Royal Australian College of General Practitioners (RACGP) utiliza la escucha social para rastrear las tendencias relacionadas con la salud. Esto les ayudó a validar la telesalud como una prioridad: vieron 2000 menciones del término en todas las plataformas sociales.

    #Telehealth se ha convertido en un componente vital de la combinación de servicios que ofrecen los médicos de cabecera debido a su flexibilidad, conveniencia y ...

    Publicado por RACGP el viernes 27 de noviembre de 2020

    “Ya sabíamos que los médicos de cabecera sentían que este era un componente de la atención que debían seguir brindando a los pacientes”, dijo RACGP. “Proporcionamos nuestros conocimientos de escucha social para validar que la comunidad de práctica general en general sentía lo mismo manera."

    Estos son algunos términos clave para escuchar en los canales sociales:

    • El nombre y los identificadores de su organización o práctica
    • Los nombres de sus productos, incluidos los errores ortográficos comunes
    • Las marcas, los nombres de los productos y los identificadores de sus competidores
    • Palabras de moda de la industria: The Healthcare Hashtag Project es un gran lugar para comenzar.
    • Tu lema y el de tus competidores
    • Nombres de personas clave en su organización (su director ejecutivo, portavoz, etc.)
    • Nombres de personas clave en las organizaciones de sus competidores
    • Nombres de campañas o palabras clave
    • Tus hashtags de marca y los de tus competidores

    Las plataformas de administración de redes sociales como Hootsuite le permiten monitorear todas las palabras clave y frases relevantes en las redes sociales desde una sola plataforma.

    Para obtener más consejos y herramientas al respecto, consulte nuestra guía sobre cómo configurar una estrategia de escucha social.

    Permanecer en cumplimiento

    Uno de los grandes desafíos de las redes sociales en la atención médica es que las cuentas de redes sociales de atención médica están sujetas a reglas y regulaciones estrictas. El cumplimiento de la HIPAA es importante, pero también debe asegurarse de seguir las reglas de la FDA sobre publicidad.

    Uno de los ejemplos más conocidos de choques entre las redes sociales y la atención médica a los ojos de las autoridades involucra a Kim Kardashian. Ella respaldó la droga para las náuseas matutinas Diclegis en una publicación de Instagram. Su publicación contenía un enlace a información de riesgo y limitaciones de uso. Pero, la FDA determinó que esta información debía estar dentro de la publicación misma.

    Después de una severa advertencia de la FDA, tuvo que reemplazar la publicación. Aquí está la versión actualizada después de la advertencia de la FDA:

    Para cuando la hermana de Kim, Khloe Kardashian, aprobó el medicamento para la migraña Nurtec ODT en Twitter este año, las compañías farmacéuticas habían descubierto cómo incluir de manera efectiva la información de riesgo en una publicación de video:

    Pero no es solo el respaldo de celebridades lo que puede generar preocupaciones en la FDA. Por ejemplo, en lo que va de 2021, la FDA ha enviado 21 cartas de advertencia que hacen referencia específicamente a las afirmaciones realizadas en las cuentas de Instagram.

    No quiere que los abogados escriban sus publicaciones en las redes sociales. Pero es posible que desee que los abogados (u otros expertos en cumplimiento) revisen las publicaciones antes de que se publiquen. Esto es especialmente cierto para anuncios importantes o publicaciones que son particularmente sensibles.

    Hootsuite puede involucrar más a su equipo sin aumentar el riesgo de cumplimiento. Las personas de toda su organización pueden contribuir con contenido de redes sociales. Entonces, solo aquellos que entienden las reglas de cumplimiento pueden aprobar una publicación o publicarla.

    https://www.youtube.com/watch?v=fToZhddVPLQ

    Su organización necesita una estrategia de redes sociales y una guía de estilo de redes sociales.

    También debe tener pautas para el uso de las redes sociales para los profesionales de la salud. Una política de redes sociales para los empleados de la salud también es una buena apuesta.

    Estos ayudan a que todos estén en la misma página y garantizan que su estrategia se alinee con las reglas y regulaciones relevantes. Incluya pautas claras que cumplan con la HIPAA para manejar la información del paciente en publicaciones sociales.

    No olvides estar atento a los comentarios que los usuarios dejan en tus publicaciones y perfiles de redes sociales también. Estos también pueden crear problemas de cumplimiento.

    Siempre es una buena práctica responder e interactuar con los comentarios sociales. Después de todo, a nadie le gusta hablar al vacío. Es más probable que tus seguidores interactúen con tu contenido si reciben una respuesta de alguien de tu equipo.

    Cuando se trata de cumplimiento, es posible que deba tomar medidas adicionales. Por ejemplo, debe eliminar los comentarios que planteen problemas de privacidad. También tenga cuidado con las afirmaciones inapropiadas.

    Mantente seguro

    Es importante implementar pautas de seguridad para sus canales de redes sociales de atención médica. Debe poder revocar el acceso a cualquier persona que abandone la organización.

    Con Hootsuite, puede administrar los permisos desde un panel centralizado. Eso significa que siempre puede controlar el acceso a los canales sociales. Aquí hay un video que muestra cómo configurar permisos organizacionales en Hootsuite:

    Las integraciones pueden ayudar a proteger aún más sus canales de marketing de redes sociales de atención médica. Por ejemplo, AETracker puede ayudarlo a encontrar e informar problemas como quejas de productos y uso no autorizado. Lo averiguará a medida que sucedan, para que pueda actuar de inmediato.

    Social Safeguard puede ayudarlo a filtrar sus publicaciones en redes sociales en función de sus políticas de redes sociales. Esto evita que las publicaciones que no cumplan con las normas se publiquen.

    La simple verdad es que los pacientes y el público utilizan las redes sociales para encontrar recursos sanitarios. Lo usan para buscar información, encontrar apoyo y tomar decisiones de atención médica.

    Existen algunos desafíos de las redes sociales en la atención médica. Pero el uso de las redes sociales en el cuidado de la salud también presenta nuevas e increíbles oportunidades.

    Las redes sociales son una gran plataforma para compartir información de salud importante. También es un lugar clave para recopilar información e investigaciones en tiempo real. Lo que es más importante, las redes sociales son una forma de ayudar a los pacientes y al público de una manera oportuna y de fácil acceso.

    Hootsuite facilita a las organizaciones y los profesionales sanitarios la gestión de las redes sociales. Desde un solo panel, puede programar publicaciones en cada red, monitorear conversaciones relevantes y realizar un seguimiento del rendimiento, todo mientras se mantiene seguro y cumple con las normas.

    Ver una demostración

    Califica esto post

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir